Manera negra o mezzotinta -

Vaya al Contenido

Menu Principal:

Manera negra o mezzotinta

HUECO > DIRECTAS

El mezzotinto o la manera negra

En el terreno de las artes gráficas el mezzotinto, también llamado manera negra o manera inglesa, es la más antigua de todas las técnicas de medio tono. El sistema, tal como lo inventó Ludwig von Siegen alrededor de 1641, consiste en pulir las zonas de una plancha totalmente graneada de tal forma que de ello resulten los blancos y los diferentes grises de la estampa. Según el sistema de Siegen, la plancha se granea con el graneador, una herramienta que los franceses llaman berceau1, un utensilio con unos dientes finísimos que hay que pasear varias veces por la superficie de la plancha, cambiando la dirección para evitar que el grano tenga una orientación dominante. Una plancha correctamente graneada tendría que dar un negro perfecto si se imprimiera en este estado. Desde el punto de vista del dibujo, el mezzotinto es un sistema negativo, como la xilografía, ya que se trabaja desde el negro hacía el blanco.


Sobre la plancha perfectamente graneada se aplica el dibujo que tiene que interpretarse tonalmente, no linealmente. El bruñidor y el rascador en sus diversas formas son las principales herramientas manuales que permiten aclarar los tonos entre el negro intenso hasta el blanco puro, pasando por todas las tonalidades de gris. Trabajando con el bruñidor, se van obstruyendo poco a poco los poros abiertos por la acción del graneador. Para hacer grabados al mezzotinto, no necesariamente el grano tiene que haber sido obtenido con el graneador. La estructura que deja una hoja de papel de esmeril en la plancha si se hace pasar al conjunto por el tórculo puede dar excelentes resultados. Muchas veces este mismo efecto se obtiene haciendo pasar la plancha recubierta con polvo de carborundo (Carburo de silicio, SiC, uno de los materiales más duros existentes, poco menos que el mismo diamante) por el tórculo. Se habla de grabado al carborundo. También puede usarse el grano de aguatinta que se describirá a continuación. Pero hay que tener en cuenta que el trabajo con el bruñidor en este caso es mucho más penoso, ya que en el grano obtenido con el graneador el material solo se desplaza, mientras que en el caso del aguatinta, el material ha sido eliminado. El grabado a la manera negra puede ser retocado con la ruleta, sin que se note la diferencia de grano. La gran época de la manera negra era entre el final del siglo XVII y el principio del siglo XVIII y gozó de gran popularidad especialmente en Inglaterra. En 1732 Jacques-Christophe Leblond usaba el mezzotinto cuando inventó la estampación calcográfica en tres colores, sobreimprimiendo tres planchas entintadas en azul, amarillo y rojo, y en este sentido fue un precursor de la moderna tricromía.

M. Riat, Técnicas Gráficas.

 
Regreso al contenido | Regreso al menu principal