Aguatinta -

Vaya al Contenido

Menu Principal:

Aguatinta

HUECO > INDIRECTAS > Aguatinta

El aguatinta

El procedimiento al aguatinta es un procedimiento exclusivamente tonal, no un procedimiento de líneas. La estructura o trama que origina los diferentes tonos de gris se puede obtener de diferentes maneras. La invención se atribuye a Jean-Baptiste Le Prince. El aguatinta usualmente no se emplea solo, sino normalmente en combinación con el aguafuerte de líneas que acabamos de describir. El grano de aguatinta clásico es el de resina o de asfalto que se deposita sobre la superficie de la plancha en la caja de resinas. La caja de resinas es una caja de madera que tiene una apertura en su parte baja que permite introducir la plancha que se trata de granear. Las cajas de gran tamaño incorporan un sistema de ventilación, como de una mancha o una hélice movida por una manivela, para levantar el polvo de resina que se encuentra en el fondo de la caja. Las cajas pequeñas no suelen disponer de ningún sistema de ventilación y sencillamente se les da la vuelta para levantar el polvo. Se recomienda que las paredes laterales de la caja sean bien lisas, ya que se podría acumular polvo que podría caer en un momento inoportuno. Para granear una plancha en la caja, primero hay que introducir un poco de polvo de resina (la colofonia es la opción más clásica) o de asfalto, cerrarla y accionar el sistema de ventilación o darle la vuelta a la caja. Una vez el aire dentro de la caja bien saturado de polvo, se espera cierto tiempo, hasta que las partículas más grandes se hayan depositado en el suelo. Cuando más tiempo se espera, más fino será el grano que queda en suspensión en el aire de la caja. Al cabo de un tiempo que el grabador determina empíricamente la plancha se introduce por la ranura y se espera que se haya depositado una cantidad suficiente de polvo en la superficie de la plancha.

Ahora la plancha se saca de la caja con mucho cuidado para evitar que los granitos se muevan. Luego la plancha se calienta por debajo hasta que los granitos se funden y queden adheridos a la superficie metálica.

Sobre esta plancha se pintan las reservas de las zonas que tienen que quedar blancas en la estampa final. Ahora se expone la plancha a los ácidos. Al cabo de poco rato se saca la plancha del baño, se enjuaga y se deja secar. Ahora se tapan las partes que tienen que quedar gris claras, se vuelve a morder la plancha, se enjuaga y se seca. Este procedimiento se repite hasta llegar a los negros intensos. Nuestro dibujo esquemático enseña como se obtienen los diferentes medios tonos. Esta manera clásica de obtener un grano de aguatinta no es la única posible, pero es la más usual. a continuación vamos a presentar brevemente los sistemas más usuales.

M. Riat, Técnicas Gráficas.


 
Regreso al contenido | Regreso al menu principal